Los Heat se quedan sin Bosh para el resto de la temporada

Share

La NBA ha vuelto a sufrir un duro golpe en forma de serio problema físico que acaba con la temporada de un jugador. En esta ocasión es Chris Bosh, el jugador de los Heat que sufre, según los médicos un coágulo sanguíneo en el pulmón y que, de confirmarse, supondría el fin de la temporada del ala-pívot.

El tratamiento de esta dolencia requiere una actividad física muy llimitada y controlada y un tratamiento de unos seis meses. Es lo que sufrió hace algunas semanas Mirza Teletovic y también la causa de la muerte hace unos días del ex NBA Jerome Kersey.

Bosh se encuentra internado en el South Miami Hospital donde está siendo sometido a las pertinenetes pruebas médicas. En cualquier caso Bosh tiene previsto acudir a algún otro especialista para que los resultados sean del todo concluyentes acerca de la dolencia.

“Aún es demasiado pronto para emitir un diagnóstico definitivo”, decía Eric Spoelstra, entrenador de los Heat. El Miami Herald fue el primero en reportar que Bosh se perdería el resto de la temporada si se confirmaban los peores presagios.

Bosh decidió acudir al hospital el pasado jueves tras quejarse de dolores en el pecho los días anteriores. De hecho, el jugador pasó unos días de vacaciones, con su familia y su compañero Dwyane Wade en Haití. Wade confirmó que Bosh “no se había sentido del todo bien en esos días”. Como el miércoles la situación no había mejorado, el jugador decidió acudir al hospital.

Uno de los más preocupados por la salud de Bosh es su excompañero y amigo LeBron James, que comentó la situación con los periodistas: “Rezo por él y le deseo lo mejor. Tengo los dedos cruzados. El baloncesto pasa a un segundo plano cuando se trata de la salud. Estamos tan unidos que puedo sentir su problema. Cada minuto estaré pendiente de su mejoría”.

Hasta el descubrimiento de su dolencia, Chris Bosh estaba promediando en la temporada 21,1 puntos u 7,0 rebotes.

Tomado: Marca.com

Share

2 Comentarios

Comentarios cerrados.