Guerra abierta: Adidas ofrece 200 millones a James Harden

Share

James HardenAdidas ha movido ficha y ha realizado una oferta de vértigo a James Harden para que el escolta de los Houston Rockets asocie su imagen (y su barba) a ellos: 200 millones de dólares por 13 temporadas. Es decir, un poco más de 15 millones al año.

James Harden finalizó su acuerdo recientemente con Nike. La empresa estadounidense tiene hasta el viernes para tratar de retener al nombrado MVP de la temporada en los Players Awards. La estrella de la Liga estadounidense nunca tuvo una línea personal de zapatillas. Las Nike Hyperchase que utilizó durante la pasada temporada, se asociaron indirectamente a él y tuvieron buena acogida por parte del público

El movimiento de Adidas es valiente ya que la compañía pierde terreno a cuentagotas en el mercado. Superado por Nike y con Under Armour ganado terreno gracias a Stephen Curry y al golfista Jordan Spieth (ambos abandonaron Nike por la empresa de Baltimore), Adidas cayó al puesto número tres en venta de ropa deportiva en Estados Unidos este año. El problema principal es la ausencia de una estrella con mayúsculas bajo su paraguas. Es cierto que en su nómina tiene nombres como Derrick Rose (250 millones por 10 años) y Damian Lillard, pero mientras el primero no sale de una lesión para meterse en otra, el segundo forma parte de unos Portland Trail Blazers que no logran dar el salto definitivo ni a nivel deportivo ni a nivel comercial.

La cifra de 200 supone la mitad del dinero invertido por la compañía de las tres rayas en las 11 temporadas como porveedor oficial de la NBA, una función que dejará de realizar en la campaña 2016-17, cuando Nike ocupe su lugar.

La oferta no es un capricho. La figura de Harden se revaloriza cada año. Y más ahora que está en Houston. Nos explicamos. El jugador es una marca en sí mismo. Su barba y su estilismo son motivos de noticia en cada partido, al igual que su noviazgo con Khloe Kardashian. Su hermana, Kim, está casada con el rapero Kanye West que trasladó su línea Yeezy de Nike a Adidas el año pasado.

También hay esperanzas en cuanto a la proyección internacional. La asociación Rockets-China es muy elevada por Yao Ming. El expívot de la NBA colocó al equipo texano en el corazón de todos los chinos y si siguen con su proyección deportiva (playoffs con opciones de disputar las Finales), el Gigante Asiático será sólo un pequeño mercado en comparación con el resto del mundo.

Nike se salvó de la bala de Under Armour cuando Kevin Durant era un agente libre en el mercado de la ropa, ahora toca ver si no salen heridos en esta nueva refriega con Adidas.

Tomado de AS-Baloncesto

Share