Mbappé se dispara sin Neymar

Share

El joven delantero francés gobierna el ataque del PSG en ausencia del brasileño y Cavani con estadísticas superlativas que acentúan su extraordinario potencial

La afición del Manchester United tiene clavada en su orgullosa memoria nombres propios como Romario o Stoichkov, que conquistaron Old Trafford con el Barcelona en el 94. O el de Fernando Redondo, que se vistió de etiqueta en 2000 con un fascinante taconazo antes de asistir a Raúl y sellar una victoria histórica del Real Madrid. Ahora los hinchas recordarán también que un veinteañero francés clavó su estandarte sobre esa insigne pradera hace tres semanas, y este miércoles amenaza con certificar la eliminación del equipo inglés, que visita al PSG (21:00 Movistar Liga de Campeones) tras caer 0-2 en la ida de Manchester.

El equipo de Solskjaer llega a París con un enorme parte de bajas, sin Pogba, expulsado en la ida, y la agobiante corazonada de que se enfrenta de nuevo a un arma de destrucción masiva. Kylian Mbappé silenció Old Trafford con el tipo de presentación que vaticina un porvenir estelar. Solo De Gea, con dos grandes intervenciones ante el joven punta evitó una goleada lacerante. La intimidación que el repertorio desequilibrante de recursos y la descomunal potencia de Mbappé ejerció sobre la zaga local fue permanente.

En el minuto 60 el United levantó bandera blanca. Desde la línea divisoria del campo Bernat recibió la pelota y divisó de frente a Mbappé, apostado sobre la circunferencia, pero eligió una apertura hacia Di María, que se desmarcaba por la banda izquierda. Solo cinco segundos después la pelota estaba dentro de la portería del United. Los defensas Young, Bailly Lindelof y Shaw, que esperaban la maniobra en línea a la mitad de su campo, corrieron hacia atrás despavoridos mientras contemplaban cómo un meteorito atravesaba una distancia de 30 metros con una aceleración supersónica para superar a los centrales y marcar a un toque desde la frontal del área chica tras la asistencia de Di María.

Solskjaer se rindió ante la evidencia: “La determinación y la forma en la que recorre esa distancia hasta el área son un ejemplo para todo delantero que quiere destacar. Lo he comentado con los míos”, afirmó el técnico noruego. Un ejercicio de superioridad que se está volviendo recurrente en la Champions, donde Mbappé suma 4 goles en este curso, y en la liga francesa, en la que el delantero ya firma 24. Desde que Neymar sufrió una recaída en su lesión del quinto metatarsiano del pie derecho el 23 de enero ante el Estrasburgo, es Mbappe el que lidera la producción goleadora del PSG con la diana que celebró en Manchester y 6 goles en los últimos 4 partidos de una liga que su equipo domina con 17 puntos de ventaja sobre el Lille.

Récords de precocidad

Cavani ha marcado tres desde la ausencia del brasileño y es baja desde hace casi un mes por una lesión de cadera. El PSG ha visto seriamente afeitada su rutilante tripleta de ataque, pero sigue teniendo a Mbappe para dotar de contundencia y velocidad a la paciente apuesta de juego de Tuchel. “El entrenador me dijo que sería un poco diferente, que quizá tocaría menos balones y que hacía falta que bajara un poco para buscar la profundidad. Es un sistema de juego nuevo, con muchos centrocampistas, cuando estamos habituados a jugar con muchos delanteros. Hay que dejar de tener miedo. Está claro que Neymar es súper importante, que Cavani es fundamental, pero el fútbol se juega en la cancha y hoy lo demostramos. Somos buenos”, dijo Mbappé tras conquistar el Teatro de los Sueños.

“Intento marcar en cada partido. No tengo límite ni objetivo particular. Estoy haciendo mi camino y creo que tomaré cada vez más responsabilidad. Estoy listo, no hay problema”, afirmó el sábado tras hacer dos goles al Caen. Su técnico, Thomas Tuchel, no tiene dudas: “Kylian es excepcional. No siempre es fácil de manejar. El chico tiene hambre y las grandes personalidades no siempre toman el camino fácil. Es necesario que tenga este tipo de personalidad. Para desafiarme, para desafiar a todos a su alrededor porque tiene el hambre de ser un jugador realmente especial en la historia.”

Con 20 años bate récords de precocidad: ha jugado 24 partidos de Champions, anotando 14 goles con el Mónaco y el PSG. Con ese número de encuentros europeos Raúl y Messi habían marcado 11 dianas. Cristiano Ronaldo, por entonces extremo, solo dos. Los registros están siendo dinamitados por un delantero dotado de un biotipo extraño. Un cuerpo de velocista con pies de seda, tórax y hombros hipermusculados y unas piernas tan largas como su ambición.

 

Tomado de: Elpais.com

Share
Sobre Fitin 1989 Artículos
Un madridista que sabe disfrutar las genialidades de sus cracks y las de sus rivales, siempre buscando la polémica en el mejor blog de Cubava. !!Visítenos a menudo y tiene prohibido dejar de comentar!!

1 Comentario

  1. Se nos acabó la temporada, en la otra será, miren bien esta foto que ojalá la veamos parecido la temporada que viene, Mbappé de blanco enfrentando al Barza.

    Saludos.

Comentarios cerrados.